La interesada estrategia religiosa de la derecha gubernamental española

Navegando por unos cuantos blogs escépticos me he encontrado con la siguiente reflexión, que me ha dado bastante que pensar. Copio y pego aquí, a ver si así contribuyo a difundir el mensaje:

Desde su entrada en el gobierno tras la reciente victoria electoral de hace unos pocos meses, los dirigentes del Partido Popular español han realizado una frenética carrera de recorte del gasto público en casi todas las partidas presupuestarias, que en la práctica está desmantelando el escaso estado del bienestar conseguido en España en las últimas décadas. Y digo casi todo el gasto público porque la partida correspondiente a la financiación de la iglesia católica se mantiene intocable y no porque su cuantía sea escasa ya que el coste total de subvencionar a estos sotanados iluminados por una paloma extraterrestre es superior a los 10.000 millones de euros anuales. Y por el contrario otras partidas de gasto mucho menos importantes en todo el ámbito público se han cercenado inmisericordemente. Y esto me lleva a la reflexión. ¿Este absoluto privilegio de los católicos frente a los brutales recortes en gasto social: sanidad, educación, ayudas a la dependencia, etc es debido a una simple afinidad ideológica entre los obispos ultramontanos españoles y los herederos irredentos del dictatorial franquismo o existe algo más? ¿No hubiera sido más racional y justo para los más desfavorecidos haber recortado drásticamente la financiación eclesiástica y con el dinero ahorrado haber mantenido los gastos públicos asociados a justicia social? Pienso que la respuesta a estas preguntas vendría de la mano de la siguiente ecuación:

A menos estado del bienestar, menor justicia social, por tanto los desfavorecidos tendrán más necesidad de caridad (puesto que son abandonados por el estado democrático) y en un momento en el que únicamente la iglesia católica mantiene incólume sus finanzas (eso sí, a costa de la hacienda pública) las clases sociales más humildes tienen que poner su única esperanza en esta antidemocrática organización, con lo que ello se traduce al final en mayor religión. Porque la iglesia ayuda caritativamente, pero siempre en un contexto adoctrinador, moralizante y propagandístico de su repulsiva y prehistórica ética. Ya se sabe que en esta vida no hay nada gratis. Es decir caridad a cambio de adoctrinamiento y sometimiento religiosos.

Esta simple ecuación permitiría entender el comportamiento casi rayano a la prevaricación de un gobierno más proclive a enviar a la mendicidad a colectivos sociales enteros sin remordimiento alguno, o de condenar a cientos de miles de inmigrantes a ver como se acortan significativamente sus vidas antes que cercenar los privilegios económicos de una secta que posee un patrimonio de muchos cientos de miles de millones de euros en España y que por ejemplo en la actualidad es el primer terrateniente del país. Y como cuanto más religiosa es una persona más probabilidad existe de que en las próximas elecciones acabe votando a los partidos más conservadores pues, el gobierno a recortar en sanidad y educación públicas para que sea la iglesia católica con su caridad y su adoctrinamiento la que rellene los huecos dejados por el estado y así ir aumentando el rebaño nacionalcatólico. Asi que al final todo se resume en un intercambio de favores que como no podía ser de otra manera beneficia a las dos partes en cuestión.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: